• Francisco a OMP


    Discurso a la Asamblea OMP
  • Octubre 2019: Un mes misionero


    El Papa propone celebrar un mes dedicado a la Misión en el centenario de Maximun Illud
  • Discurso del Cardenal Filoni a OMP


    "El Evangelio nunca está anunciado por completo. La misión es el corazón de la fe"
  • Guía Compartir la Misión


    Propuestas de Voluntariado Misionero y #VeranoMisión para jóvenes

9/25/2017

CARTA DE NUESTRO OBISPO CON MOTIVO DEL DOMUND

Cada año, al acercarse la Jornada Mundial de las Misiones, lo que familiarmente llamamos DOMUND, el Papa nos ofrece un mensaje. En esta ocasión, con la frescura característica de los escritos del Santo Padre Francisco, nos llega el de este año 2017. En él nos mueve la inteligencia y nos sacude el corazón para que no perdamos de vista que esa gran familia de la que formamos parte, que es la Iglesia, es una familia constitutivamente misionera; si no fuera así sería una institución como otra cualquier preocupada de la beneficencia, del arte, de propaganda religiosa y de actos cultuales. Sin embargo la Iglesia es el rostro de Jesús resucitado que se transfigura a través de cada uno de los bautizados y ellos son los que hacen que Jesús se convierta de nuevo en contemporáneo nuestro.

De todos es sabido que cada año el DOMUND es una fuerte sacudida en el seno de nuestras comunidades eclesiales. Su campaña es una de las que se realiza con mayor naturalidad en nuestras parroquias. Niños y ancianos, sanos y enfermos, todos los miembros de nuestras parroquias y demás instituciones, cada una a su manera, quieren colaborar con las Misiones. Pero las Misiones no se reducen a la colecta, aunque esta sea importante por la cantidad de cosas que con esas aportaciones se pueden hacer; lo que sí resulta significativo es que toda la dinámica que se mueve en torno a las Misiones nos ayuda a cada uno de nosotros a creer en el Evangelio vivo, que es Jesucristo, a descubrir que nuestra fe no es un adorno, ni algo que se usa y tira, ni tampoco una simple conveniencia social: nuestra fe es Vida. Pero no una vida cualquiera sino aquella que consiste en esa lucha constante por identificarnos con la vida y la obra de Jesús.

En este año hemos querido darle una especial resonancia a esta jornada, de tal modo que en toda Galicia se llevarán a cabo una serie de actividades con las cuales se pretende acercar  las Misiones a nuestros ciudadanos, también a aquellos que no frecuentan nuestros templos, ni quieren saber nada del catolicismo,  o se “apearon” de la barca de la Iglesia porque han sufrido algún desencanto o se encontraron con algún testimonio poco edificante o escandaloso.  Con todos estos actos queremos hacer partícipes a la sociedad civil de este gran proyecto que arranca del corazón de Cristo y, superando el espacio y el tiempo, a lo largo de estos dos milenios ha encontrado en el corazón de los cristianos una resonancia muy especial. Por otra parte, se quiere hacer patente, ante nuestros conciudadanos, algunos de ellos escépticos y dubitativos, cuáles son las entrañas del DOMUND. En una sociedad como la nuestra que busca, desea y exige “trasparencia” en todas las actividades que realiza la Iglesia Católica, con este proyecto del “Domund al descubierto” se pretende acercar esta realidad a los ciudadanos de a pie y presentarla con todo su realismo y verdad.

Hoy la Misión es una realidad que nos invita a salir de nuestras comodidades, a vencer nuestras inercias y nos empuja a llegar a esas “periferias existenciales” en las que se necesita la luz del Evangelio ¡se necesita a Jesucristo!. La Misión es un reto para la Iglesia misma, en realidad le recuerda a la Iglesia que ella no es un fin en sí misma, sino que debe descubrir constantemente que es un instrumento humilde y sencillo de la obra de la salvación de Dios sobre toda la humanidad. ¡Cuántas veces nos encontramos con cristianos apegados a sus santos, a sus romerías, a sus capillas y tradiciones! Han convertido el cristianismo en un sistema de posesiones. Incluso llegan a decir que el mismo sacerdote les pertenece. Una vida cristiana así planteada y vivida está llamada a desaparecer porque resulta estéril. Os imagináis que los misioneros - ellas y ellos – hubiesen pensado lo mismo. No tendría la valentía de salir; es más, no tendrían conciencia de que la auténtica vida cristiana es MISION. No podemos olvidar aquellas palabras de Jesús: Id, pues, y haced discípulos a todas las gentes (…) Y he aquí que yo estoy con vosotros todos los días hasta el fin del mundo (Mt 28,18-20).Esta invitación  sigue siendo perennemente actual. Cuando pensamos y creemos que la Iglesia es todo aquello que cae bajo el dominio del campanario de nuestra parroquia, entonces estamos perdidos. Nuestro vivir de cristianos se ha convertido en el “ombligo” del mundo, y aunque hagamos la colecta del DOMUND, de la Santa Infancia, o del Seminario, seremos una comunidad autorreferencial – como afirma el papa Francisco- que terminará por encerrarnos en nosotros mismos y nos enquistará en nuestros “problemillas”. Para estos cristianos la vida de los misioneros es puro romanticismo; mientras no se abran al Evangelio vivo no serán capaces de romper las fronteras de “su” parroquia y no se darán cuenta de que una iglesia cerrada en sí misma es una iglesia enferma, avocada a la extinción.

Como los cristianos de ayer y de siempre, al estilo de san Pablo y de tantos misioneros y misioneras, necesitamos hacer la experiencia viva de aquel gran corazón creyente que hizo que el cristianismo llegase al extremo del mundo: ¡Ay de mi si no predico el Evangelio! (1 Cor 9,16). Para vivir esta realidad es necesario ser valiente. El lema de este año es muy sugerente: Sé valiente. La misión te espera. Tanto aquí como allá, tanto lejos como cerca, si vivimos un encuentro auténtico con el Evangelio vivo, que es el mismo Cristo, inmediatamente nos daremos cuenta de que nuestro mundo no tiene fronteras ¡y mucho menos hoy! y que espera a esos hombres y mujeres valientes que les muestren el rostro vivo de Jesús y, uno de esos misioneros puedes ser tú. Un misionero al estilo de san Francisco Javier, santa Teresa del Niño Jesús, o como nuestro san Francisco Blanco. Un misionero valiente que sabe descubrir que el mundo le espera.

Que Santa María Madre, estrella de la nueva evangelización, nos ayude a descubrir nuestra vocación misionera tanto aquí como allende nuestras fronteras.

Con afecto os saludo y me encomiendo a vuestras oraciones.

✠ J. Leonardo Lemos Montanet

Bispo de Ourense

 

9/20/2017

PRESENTACIÓN PROGRAMACIÓN MISIONES

Invitación:
A  todos los amigos de la misión os invitamos a compartir esta jornada.
Viernes
22 de septiembre
Presentación de la programación de la Vicaría para la Nueva Evangelización a las 18 horas en el salón Padre Feijóo.

¡¡ Os esperamos !!

9/19/2017

CUATRO SACERDOTES DE "VACACIONES" A NUESTRA MISIÓN DIOCESANA

Alberto, Jorge, Fran y Pablo
Nuestros sacerdotes con Josefa en el patio del Obispado


En el día de ayer partían a nuestra misión Diocesana en Jipijapa, Ecuador, cuatro de nuestros sacerdotes diocesanos. 

Alberto, Jorge, Fran y Pablo, van con ilusión y ganas de compartir unos días con sus compañeros y con los lugareños de este entrañable lugar que aún sufre las consecuencias del devastador terromoto sufrido el año pasado.

Jipijapa este año está de enhorabuena, ya que ha acogido un gran número de sacerdotes y voluntarios de esta diócesis.

Buen viaje a los cuatro y traed mucho que contagiar!

9/07/2017

TESTIMONIO DE NURIA V.F.

Si tuviese que reflexionar sobre mi experiencia como voluntaria, ya que ‘misionera’ creo que es una palabra que me viene grande, sin duda hablaría sobre algo muy abstracto, y a su vez muy concreto, la felicidad. Vivimos en un mundo desarrollado, con todo tipo de comodidades y oportunidades para lograr un futuro y un trayecto profesional óptimo, el mismo lugar donde las tasas de suicidio son las más altas del mundo. ¿De verdad somos tan felices como creemos?
Si algo me llevo de este voluntariado es conocer el significado de la Felicidad y el verdadero sentido de la vida como cristianos.
FELICIDAD es un niño de 5 años que anda durante dos horas para llegar a la escuela y llega con la mejor de sus sonrisas. Felicidad es una familia que sin tener nada, te lo da todo, aunque sea un plato de arroz que ellos dejan de comer ese día. Felicidad es ver a familias cuyas casas han sido destruidas en el terremoto de 2016 apoyándose, refugiándose en su fe, y unidas contra viento y marea pese a las dificultades.
Felicidad es una niña, que lleva horas sin comer, y cuando le son entregadas cuatro galletas en su recreo, lo primero que hace es compartirlas. Felicidad es ver sonrisas en la catequesis, ya que los niños quieren formar parte de la familia de la Iglesia, sabiendo que Dios no hará distinción por clases, y que nos quiere tal y como somos.
No necesitamos un coche más grande, una casa más luminosa, un móvil más moderno, ni viajar continuamente. Tenemos que ser felices aquí y ahora, porque lo único que de verdad tenemos es este momento, es estar vivos, y poder compartirlo con aquellos a quienes queremos.
Esperando a que la vida nos cambie a ‘mejor’ se nos pasa muchas veces la única vida que tenemos.
Hace tiempo leí una frase del escritor irlandés George Bernard Shaw: ‘Algunos hombres observan el mundo y se preguntan: ‘por qué? Otros hombres observan el mundo y se preguntan: ¿por qué no?’ Gracias a los Padres Camilo Salgado, Manolo Rodicio y Manolo Pérez quienes en 1993 fundaron la Parroquia ‘Santa María Madre’, y a todos aquellos que siguieron con la misión, como el Padre José Manuel Méndez, por ser personas que supieron ver el mundo con otros ojos, y que a través de la palabra de Dios han llevado lo mejor de sí mismos a la región de Manabí.
Ourense, 7 de septiembre de 2017

6/28/2017

EN CAMINO CON NUESTROS MISIONEROS.

Son 39 años ininterrumpidos de encuentro con los misioneros que vienen de  vacaciones a su Iglesia diocesana. Es una riqueza impresionante compartir con ellos y con un numeroso grupo de gente una jornada de encuentro festivo misionero. Este año viajaremos a Ribadavia, para agradecer a la Virgen del Portal tan buenos frutos y pedir que no se apague el Espíritu misionero de nuestra Iglesia Diocesana.
Convoca e invita: O Sr. Bispo D. Leonardo Lemos Montanet Organiza: Delegación Diocesana de Misións.

Resaltamos dos aspectos positivos del Encuentro:
 Los Misioneros de allá, por encontrarse acogidos por su Obispo y su
Iglesia Diocesana, porque nos importan, y necesitan sentirse queridos,
agradecidos y reconocidos... Ellos que lo han dejado todo por anunciar el
Evangelio.

 Los Misioneros de aqui, que acompañamos y nos enriquecemos,
necesitamos escuchar las experiencias y sentir la alegría y la pasión por
anunciar el Reino para impulsarnos a caminar con alegría en nuestra
misión del día a día.
Alrededor de 60 personas compartiremos esta jornada.

Horario
10,00h.- Salida de la Alameda en dirección a Ribadavia
11,00h.- Eucaristía en el Santuario de la Virxen del Portal, presidida por el Sr. Bispo
12,00h.- Ruta turística.
13,30h.- Iglesia de los Franciscanos. Vino español.
14,30h.- Comida en el Balneario de Arnoia.
16,30h.- Conferencia, “En camino con nuestros misioneros”, impartida por D.
Francisco Prieto, Vicario para la Nueva Evangelización.

Testimonio de los misioneros

20,00h.- Regreso a Ourense


6/15/2017

70 SEMANA DE MISIONOLOGÍA. FAMILIA Y MISIÓN.

El próximo mes  de Julio  de los días  3 al 6  se celebrará en Burgos la 70 Semana Española de Misionología bajo el lema: "La Familia y la Misión"


En la web de Omp encontraréis todo el material y la información relacionada con esta semana que ya cumple su 70va edición.